11°
13° máx
9° min
Jue
11° máx
8° min
Vie
12° máx
6° min
Sab
15° máx
5° min
Miércoles 17/Ago

Tecnología

La tecnología y el arte de la restauración

Los mosaicos del baptisterio de San Juan de Florencia recuperan su esplendor

El baptisterio de San Juan de Florencia (centro de Italia) ha recuperado su belleza tras casi cinco años de restauración de sus ocho fachadas interiores y ahora los mosaicos del ábside brillan con una excepcional variedad cromática de teselas de vidrio y materiales preciosos, incluido el coral, único ejemplo conocido hasta ahora.

14:01 hs 28/Jul
2022
Por:    @luisarmando930

La compleja restauración de los muros de mármol blanco, verde de Prato y mosaicos, comenzada a finales de 2017 e interrumpida en varias ocasiones debido a la pandemia, afectó a la estructura, a la arquitectura y a la decoración de mosaicos, reveló hoy la Opera de Santa Maria del Fiore, la institución que ha dirigido y financiado el proyecto.

Ha sido "un reto especial", dijo Beatrice Agostini, responsable de los trabajos arquitectónicos y de mosaicos: "Tuvimos que enfrentarnos a varios tipos de problemas, desde la técnica de mosaico absolutamente original utilizada en los de los muros, hasta restauraciones anteriores y con materiales diferentes y preciosos".

En particular, Agostini destacó la labor efectuada en los mosaicos que cubren el arco triunfal del ábside, entre los más representativos del ciclo de San Juan, "que brillan con un nuevo color", según un comunicado de la institución.

En la restauración, que ha costado 2.6 millones dos de euros, han participado la Fundación Amigos de Florencia, y la Superintendencia de Arqueología y Bellas Artes de la ciudad y de las provincias de Pistoia y Prato, en colaboración con en colaboración con universidades italianas y laboratorios especializados para las investigaciones de diagnóstico.

La última parte en ser restaurada fue el ábside (también llamado "scarsella"), cubierto en la bóveda y el arco de triunfo por excepcionales mosaicos que probablemente fueron realizados en la segunda mitad del siglo XIII, cuando todavía se estaba trabajando en los de la cúpula y que según la fecha aquí inscrita habían comenzado hacia 1225. Los de las paredes, en cambio, datan de la primera y segunda décadas del siglo XIV.

Los mosaicos de la "scarcella" difieren de los de los muros tanto en la complejidad narrativa como en la técnica de ejecución, y en ellos se utilizaron "teselas extremadamente diminutas y una extraordinaria variedad cromática de pastas vítreas y otros materiales preciosos, incluido el coral -que hasta la fecha no se ha usado en ningún otro lugar en el arte del mosaico- en pequeñas secciones que forman teselas microscópicas circulares o en forma de gota".

Durante las obras surgieron "numerosos descubrimientos" sobre el conjunto del monumento y su historia, desde una técnica de mosaico absolutamente original hasta los restos de pan de oro en uno de los capiteles de las galerías femeninas, "que podrían indicar que originalmente" se trató de un Baptisterio "completamente cubierto de oro".

En otoño comenzarán las obras que permitirán restaurar los aproximadamente 1,200 metros cuadrados de mosaicos de la cúpula durante los próximos años y permitir a los visitantes ver de cerca un espectáculo único, explicó el organismo.

"El nuevo emplazamiento para la restauración de la cúpula será una estructura formada por una columna central, apoyada en el suelo, y otras horizontales situadas a unos 15 metros de altura", explicó Samuele Caciagli, arquitecto de la Ópera de Santa María del Fiore.

Foto y datos: EFE

Publicar comentario

Calificación
1000 restantes
País :
Imagen / Avatar
0 + 5 = 
   

Titulares por email